skip to Main Content
“Expertos” Vendiendo Cursos Online

“Expertos” vendiendo cursos online

Estos días de incertidumbre he visto a muchos “expertos” vendiendo cursos online (sobre temas muy variados).

No hay nada de malo en ello.

El problema comienza cuando en sus sitios de venta, en sus videos, en sus mensajes promocionales, invitan a la gente a pagar con tarjeta de crédito, y si no tienen suficiente balance disponible en una, ¡les dan la opción de pagar con dos tarjetas!

El argumento es simple: “Lo que aprenderás en este curso te ayudará a hacer X, por lo que tendrás más Y”.

Otro argumento es el que “si no te endeudas para comprarlo, estás operando desde una visión de escasez y no estás comprometida con tu desarrollo”. Eso es manipulación. Buscan hacerte sentirte culpable. ¿Es buena idea comprarle a alguien que te quiere hacer sentir culpable si no lo haces? ¿Así es como te trata un maestro honorable y respetable o así te trata alguien cuyo interés principal es tu dinero?

Cada quién es responsable de sus finanzas, claro, pero decirle a la gente que pague con tarjeta de crédito (con tasas hasta de 50% o más) con el argumento de que lo que van a aprender les va a permitir ganar más me parece muy peligroso.

¿Por qué peligroso? Por el factor que llamó “y si no”.

¿Y si las promesas que ofrecen tan maravillosos cursos resultan vacías y no sirve para nada?

¿Y si el “experto” realmente no es tal?

Invierte en tu desarrollo, claro. En tu crecimiento. En ser cada vez mejor.

Pero, y esto es importante: Procura no endeudarte para hacerlo. Selecciona muy bien a quién le compras. Si es alguien que utiliza esas técnicas manipulatorias, quizá no es buena idea darle tu dinero.

Eso sí, si decides endeudarte, aprovecha ese curso al máximo, porque para eso no lo compraste, y que tus primeros ingresos que generes como consecuencia del curso (si es que los generas, obviamente no es garantía que lo harás), los utilices para pagar esa deuda.

This Post Has 0 Comments

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Back To Top